CulturaGeneralHistoriaMundo

Una cultura milenaria en peligro: Los Tarahumaras

Una cultura milenaria en peligro: Los Tarahumaras

Mucho y durante años se ha hablado de los Tarahumaras y de las carencias de las que esta etnia sufre, los esfuerzos de los gobiernos y de las organizaciones gubernamentales y civiles no han sido suficientes o sostenidos, y esto, aunado al arraigo de sus costumbres, merma y pone en peligro a esta cultura milenaria.

Pero, ¿porqué están en peligro los Tarahuamaras?, si nos remontamos un poco a su historia, tal vez nos ayude a comprender su situación actual.

Desde tiempos antiguos los Tarahumaras habitaban una gran extensión de tierra al norte del país (hoy Chihuahua), los Tarahumaras o Rarámuri como se llaman a sí mismos y que significa «corredores a pie», eran uno de los grupos más numerosos de esa región, sus actividades económicas y de subsistencia eran la Agricultura, la Caza y la Recolección, de religión Politeísta, su organización estaba regida por un cacique, eran fuertes y resistentes y corrían muchos kilómetros.

El éxodo de los Tarahumaras hacia la Sierra de Chihuahua comienza en la segunda mitad del Siglo XVI, con la llegada de los españoles a América, la colonización, evangelización de los indígenas, la explotación de las riquezas de las minas de plata y el despojo de tierras.

Los Tarahumaras o rarámuri, belicosos y rebeldes por naturaleza no aceptaron plenamente los cambios a los que fueron obligados, por lo que algunos grupos fueron huyendo hacia la Sierra, la modernidad y el nuevo estilo de vida que impuso la Nueva España también fue acabando con bosques para crear aserraderos, algunos rarámuri aceptaron este despojo y explotación, y los que no, se adentraron aún más hasta llegar a lo más recóndito de la Sierra Madre Occidental o Sierra Tarahumara.

Los Rarámuri han sufrido y soportado de todo, y también se han mantenido fieles a sus costumbres y tradiciones, han subsistido a pesar de vivir en un lugar por demás extremoso, tanto por su Orografía como por su clima. (Barrancas calurosas y cumbres muy frías) que los obliga a sembrar en invierno en las barrancas y en verano en las cumbres, por lo que las sequías afectan enormemente su principal actividad económica.

Hoy su religión es una mezcla extraña entre la religión católica, resultado de la evangelización, y de sus antiguas creencias. Viven en rancherías ubicadas en pueblos pequeños, son gobernados por un Siríame, son monógamos, y la vivienda conserva la sabiduría ancestral (no entendida con anterioridad por los Gobiernos) que los protege de las inclemencias del clima.

Cuando los Tarahumaras piden ayuda es porque verdaderamente no tienen que comer, bajan a la ciudad y, si un rarámuri toca a una puerta lo hace de lado, sin mirar a su benefactor, si recibe comida o dinero, simplemente se retira sin dar las gracias, porque para ellos, el ayudar a alguien necesitado es una obligación.

Los gobiernos no han podido solucionar sus carencias, difícil dotar a estas comunidades de los servicios básicos como son:  agua, drenaje, salud y energía eléctrica, tanto por la composición del terreno como por la lejanía entre una ranchería y otra. Esto, los convierte en una población altamente vulnerable a morir de hambre y, a ser susceptible a las enfermedades. Según el censo poblacional de 1970 se contabilizaron 25 mil, pero se dice que quedan alrededor de 75 mil.

Pero, bien se dice que cuando se ayuda hay que sostener y ampliar esa ayuda para que ésta sea suficiente y efectiva.

Por ahora, lo que queda, es ayudar aquí y ahora.

Centros de Acopio y Organizaciones de ayuda a la comunidad Tarahumara:

(Puedes ayudar con: arroz, frijol, maíz, leche líquida que no requiera refrigeración (no en polvo), galletas, chocolate, azúcar, café, aceite vegetal y cobertores).

– Zócalo capitalino

SEMAR (Secretaría de Marina Armada de México) Secretaría de Protección Civil ubicada en Eje 2 Oriente Tramo Heroica Escuela Naval Militar número 861, colonia Los Cipreses, Delegación Coyoacán, D.F.

Ecatepec: Explanada del Palacio Municipal en san Cristóbal Ecatepec.

Fundación Sólo por Ayudar de Lolita Ayala

– SEDESOL 

– Zapopan Jalisco:

Delegaciones del Distrito Federal

Imagen: Wikipedia

3 Comments

  • Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.