Según estudios y las últimas observaciones de la NASA, las tormentas de polvo-no raras en el planeta rojo-provocan cambios climáticos importantes en su atmósfera, dichos cambios dan esperanzas a los científicos, quienes están viendo posibilidades de vida bacteriana en Marte.

Curiosity (Mars Science Laboratory (MSL por sus siglas en Inglés) ha venido arrojando datos sobre las tormentas de polvo en Marte, la imagen corresponde a la tormenta de polvo que se generó en el hemisferio sur  el pasado 18 de noviembre de 2012.
Las tormentas de polvo en Marte son causadas por vientos de más de 150 km por hora, se producen inesperadamente y pueden durar de semanas a meses, oscurecen el planeta y, son más frecuentes durante el perihelio en el hemisferio sur, al final de la primavera marciana.

Manuel de la Torre Juárez, científico del Jet Propulsion Laboratory (JPL) en California dice que: “El polvo en la atmósfera tiene un papel importante en la configuración del clima en Marte, porque el polvo levantado por los remolinos y por las tormentas de polvo calienta la atmósfera”.

Fuente: NASA